Al aire desde Buenos Aires: Juan Zuluaga (Parte 1)

carnerosrugby.com.co_JuanZuluaga_1

¿Quien es usted?

Mi nombre es Juan Guillermo Zuluaga tengo 22 Años nací en Roldanillo, Valle del Cauca, Colombia, viví toda mi infancia hasta los 12 años en la ciudad de Cali y allí estudie en el Colegio Fray Damián González; a las 12 años por cuestiones de trabajo de mis padres, decidimos mudarnos a la ciudad de Bogotá, para probar suerte en nuevos negocios, en lo que actualmente conocemos como Panaderías KUTY (Patrocinador oficial de Carneros Andes Rugby Club), desde los 12 años hasta los 20 viví y estudie en la ciudad de Bogotá, termine mis estudios secundarios en el Instituto de Integración Cultural y Estudie Pregrado de Psicología, 2 años en la Universidad Católica de Colombia. Trabajando fines de semana en la Panadería KUTY, ayudando a mis padres en el negocio familiar. Actualmente Estudio Licenciatura en Actividad Física y Deportiva en la Universidad del Salvador en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, y trabajo en “Tanguera Hostel” en el barrio de porteño de San Telmo.

¿Porqué este deporte?

Empecé a jugar al rugby en el 2008, en Bogotá, Colombia; recuerdo que un primo me recomendó dos clubes en esta ciudad, Carneros y Barbarians, de inmediato me interese por Carneros e ir a probar suerte, pues se veía más ordenado, disciplinado y prolijo.

En verdad siempre me llamo la atención los deportes de contacto, cuando era chico nunca fui bueno para jugar futbol, no era muy bueno para coordinar o manejar la pelota con los pies. Además de ser un poco bruto o tosco, mis amigos se quejaban y no les gustaba jugar conmigo, decían que era muy tronco. Entonces recuerdo que en el 2007 se transmitía el tan aclamado mundial de rugby en Francia y veía asombrado como se cogían a golpes, pero era limpio era permitido; me llamaba la atención como podía haber contacto físico o podían ser toscos o bruscos, y era permitido dentro de ciertas reglas. Además de siempre existir un respeto y un compañerismo constante y absoluto, siempre cuidando la espalda de tu compañero en la cancha.

carnerosrugby.com.co_JuanZuluaga_2

Juego en la Primeria Línea (para ser más preciso de “pilar”); creo que a través de los años me he dado cuenta que ser primera línea es la base de todo equipo de rugby, es la cuna de la aspereza o violencia, es el génesis de la rudeza de todos los delanteros, además de ser una base principal para que el equipo siempre se mantenga todo el tiempo arriba y nunca afloje durante el partido, Si yo estoy bien, mi equipo esta excelente. Generalmente, el oficio de un primera línea es duro y poco reconocido, siempre al servicio del equipo, rompiéndose el lomo en cada formación y muchas veces sin llegar a tocar la pelota en todo el partido, es un oficio de 80 min continuos, muchas veces sin recompensa alguna, en donde muchos de los backs nos miran con asco, por ser los “gordos” sucios, pero que sin nosotros no podría haber magia para ellos, sin nuestro sacrificio, ellos no tendrían la oportunidad de hacer tries. Por eso amo ser primera línea, porque somos una raza aparte, tenemos un partido aparte que es ganar el scrum y romperle el esternón de un cabezazo al gordo que tenemos en frente. Así jugamos los primeras líneas al scrum, al juego reducido y de muchos golpes.

carnerosrugby.com.co_JuanZuluaga_3

¿Cual es su jugador favorito?

Mi jugador favorito es Joe Marler pilar de la selección Inglesa y del club Harlequins

¿Por qué Argentina?

Llevo 2 años viviendo en Buenos Aires, me vine a vivir nuevas experiencias de vida, estudiar y explorar nuevos ámbitos académicos, pero lo más importante y fundamental era aprender y vivir el rugby o “ragbi” como le dicen acá, su cultura, su manera de vivirlo, pertenecer a un club (En este momento juego en el Club Italiano de Buenos Aires, club de segunda división de la URBA, en el cual me han recibido de la excelente manera y gentileza, siempre recalcando los valores del rugby que son internacionales, y del cual me siento muy orgulloso de formar parte, lo respeto, quiero y defiendo los colores y la camiseta cada sábado cuando entro a la cancha, sin importar nada más, ni a quien tenga en frente). Al principio era complicado, vivía en un hostal las primeras semanas, sin conocer a nadie en la ciudad, salía del hostal como cualquier extranjero a empezar a conocer las calles de la ciudad, a aprender a defenderme, empezar a conocer los medios de transporte, poco a poco fui agarrando más confianza y me empecé a desenvolverme más fácil en la metrópolis.

¿Por qué el Club Italiano?

Acá en Buenos Aires según lo que me cuentan los compañeros del club se volvió muy popular a partir del mundial del 2007 en el cual  “Los Pumas” quedaron en cuartos de final (si la memoria no me falla jajaja), pero acá se juega desde hace más de 80 o 100 años (exagerando un poco) pero hay clubes como el C.A.S.I o el SIC que tienen más de 60 o 70 años de haberse fundado.

carnerosrugby.com_.co_JuanZuluaga_4       carnerosrugby.com_.co_JuanZuluaga_5

Desde los más viejos que fueron pioneros y fundadores del club que van a ver a la primera del TANO, hasta el más pequeño de la categoría infantil “mosquitos”, respira y vive el rugby, ama y respeta al TANO, y si la cultura del rugby está muy arraigada, porque acá el abuelo jugo al rugby, el padre jugo al rugby, el chico juega al rugby y así se va transmitiendo de generación en generación. Fui a parar al Club Italiano de Buenos Aires porque un par de compañeros colombianos que también viven acá estaban entrenando allí y me dijeron que fuera a probar que los chicos eran súper buena onda. En verdad lo elegí por la simple razón de que en el TANO, más allá del rugby y del sentido competitivo-deportivo, haces familia y amigos, que más que amigos son tus hermanos que te segundean hasta la tumba, porque tienen esa tradición y costumbres italianas de acoger de buena y calidosa manera al que llega por primera vez y adema de todo porque el nivel competitivo es en verdad muy bueno, aprendes cada vez que llegas a un entreno, siempre te guían y acompañan, en pocas palabras, como decía un entrenador mío, “te hacen un hombre de rugby”, y bueno por otro lado que cabe destacar el TANO se encuentra entre los mejores clubes de la segunda división de la URBA. Actualmente juego o jugué durante la mayor parte del año 2013 en la categoría “Intermedia” del club (para que se hagan una idea es como el segundo equipo del club) y gracias al apoyo de todos y fundamentalmente de la confianza brindada por los entrenadores pude debutar en el último partido contra “Deportiva Francesa” (Equipo dirigido por el Ex-Puma, Rodrigo Roncero), entrando en los últimos 12 min finales del encuentro. En la categoría “intermedia” de la segunda división de la URBA fuimos sub-campeones este año, y en verdad me parece un nivel ideal para la competencia, se siente el cambio (golpes, rigor físico, visión de juego, timing, etc.) los cuales te preparan para posteriormente poder tener el privilegio de jugar un partido o algunos minutos en la primera división del TANO.

¿Cómo fueron sus primeros días en el TANO?

A mi desde que empecé a jugar al rugby me enseñaron a que hay que agachar la cabeza, cerrar la boca y hacer lo que el entrenador dice, y pues en esta ocasión no fue diferente, llegue justo en la pre-temporada del año 2012 en el mes de febrero, se entrenaba toda la semana de lunes a jueves y los sábados (doble turno); y consiste en solo entrenamiento físico y golpes (ruck, maul, scrum y partidos); en verdad algo a lo que yo estaba acostumbrado, pero acá la intensidad y nivel de entrenamientos se llevaba por delante muchas de las experiencias que había tenido tanto en carneros, como en selección. Al principio la mayoría son buena onda, otros ni te dan importancia, ni te saludan, pero yo siempre trato de llevármela bien con todos. Es complicada la competencia, ya que en la mayoría de clubes, los muchachos juegan juntos desde que son pequeños (desde los 13 o 14 años), y no es fácil llegar nuevo a un club, además ser extranjero, y a quitarle el puesto a alguien, obvio te van a hacer la vida imposible, te van a pegar en los entrenamientos (puños, codazos, escupitajos, etc.), entre otras cosas peores, pero por otro lado lo hacen, porque te quieren poner a prueba (es como un “derecho de piso”), a ver si te aguantas, es decir, para saber de qué estas hecho. Afortunadamente estaba acostumbrado a entrenamientos muy fuertes en Carneros y allí me enseñaron a lidiar con todo tipo de problemas, a ser “un hombre de rugby” como dice un buen ex-entrenador mío (que por cierto esta limado de la cabeza jajaja).

carnerosrugby.com.co_JuanZuluaga_6

¿Que nuevas cosas le a traído esta experiencia?

En lo que llevo entrenando y jugando he aprendido infinidad de cosas, cada vez que llego a entrenamiento haga frio polar o llueva y sople como si se fuera a acabar el mundo, llego siempre dispuesto a corregir todas las destrezas personales que aún son muchas que me faltan por corregir, siempre atento y pre dispuesto a todo, con seriedad pero con cabeza fría y corazón caliente, entre las más fundamentales, como primera línea (que como me han dicho siempre un primera línea debe aprender a jugar en las tres posiciones) aprender los lanzamientos en el line-out a las diferentes zonas de line, este año aprendí a formar de pilar derecho (“3”), que siempre se me complicaba con los agarres y la entrada, ya que el pilar derecho debe ser más pesado, más fuerte y más técnico, ya que todo la fuerza y el peso del “pack” va hacia la derecha, es decir hacia el pilar “3”. Una de los entrenamientos más importantes que tuve, que en verdad sumaron mucho y aprendí mucho de ello, fue una noche cuando el ex primera línea de Los Pumas en los 90’s y actual entrenador de forwards del S.I.C (San Isidro Club) y del seleccionado de la URBA (Unión de Rugby de Buenos Aires) “Diego Cash”, nos fue a dictar una excelente e inolvidable clínica de scrum la cual quedara marcada en mi historia de jugador, pues nos dio muchos tips y bases sólidas para formar y ganar todos los scrums, y ni hablar de la pasión y sentimiento con lo que nos lo decía, en verdad se le veía en los ojos que vivía y sentía como un primera línea. Además de las múltiples jugadas en el line, a llevar el timing de los saltadores, y a leer el line-out contrario y levantar donde el equipo contrario haya levantado a su saltador.

No puedo dejar de lado otros tipos de destrezas que he ido aprendiendo a poco que son las que más me cuestan, pues venia de un rugby muy distinto al que se juega acá, entre ellas están, el “off load” o “pelota viva”; otra es correr siempre a los espacio y no ir a “inmolarme o chocar” y siempre estar en apoyo constante” (ya sea derecha, izquierda o axial), es decir, siempre ser una opción de pase para el que lleva la pelota al ataque, y mucho trabajo de “hand off” y buscar el pase o pase de rever si es posible. En verdad estas son algunas de las más fundamentales para seguir corrigiendo mi juego colectivo e individual tanto en ataque, como en defensa, de los cuales voy a seguir muy apegado para mejorar día a día y poder dar lo mejor de mi cada sábado al ponerme la roja del “TANO”.

carnerosrugby.com.co_JuanZuluaga_12

Espere próximamente la segunda parte de esta entrevista…

Acerca de Andrés Amórtegui

Jugador de Carneros.
Publicada en Columnas, Entrevistas y está etiquetada con , , , . Guarda el enlace.

Deja un comentario